DECORACIÓN

 

english version

 

Para la decoración de edificios públicos y de las mansiones de los poderosos y de los ricos se utilizaba mármol, granito y pórfiro.  El mármol blanco hasta el año 35 a. C. era importado generalmente de Grecia, pero después se empezó a usar el mármol blanco de Carrara –en el norte de África-, mientras que los mármoles coloreados provenían de las islas del Egeo y de África.

 

 

 

Más modesta era la decoración con frescos y murales, generalmente de vivos colores, en los que se representaban escenas mitológicas, paisajes, animales, retratos de personajes, figuras geométricas, etc.  Su conservación ha sido relativamente escasa, pues los incendios, los materiales –pigmentos naturales no químicos que se degradaban enseguida por el agua, la humedad, etc.- y otros factores han dañado y destruido estas pinturas.

 

 

Pintura mural de la pared norte de una habitación cuya utilidad se desconoce (4,15 x 1,17 metros), procedente de una domus de Caesar Augusta situada en la actual calle de San Agustín (época de Adriano 114-138 d. C.). Sólo se conserva el tercio inferior de la pared donde se observa una decoración que imita el mármol veteado –debajo- y encima bustos enmarcados de mujer –probablemente las musas- (a la derecha, detalle de una de ellas). Museo Provincial de Zaragoza.

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 3/1/2008)

 

 

 

Fresco que decora la bóveda de una estancia, procedente de la domus Aurea de Nerón.  (Foto: Roberto Lérida Lafarga 2/1/2005)

 

Fresco procedente de la villa de Livia, esposa de Augusto. La decoración reproduce un jardín con árboles frutales, hierbas olorosas y pájaros.  Museo Palazzo Massimo de Roma

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 31/12/2004)

 

 

 

De manera general los mosaicos eran utilizados como pavimento de estancias y fuentes, e incluso en las paredes de determinadas habitaciones.  De estos se conservan gran cantidad a lo largo de todo el imperio y en Aragón.

 

Mosaico de Eros y Pan (2,04 x 2,25 metros), procedente de una estancia de una domus de Caesar Augusta situada en la actual calle de la Zuda (final s. II-inicios s. III d. C.). En el mosaico se representa a Eros con las manos entrelazadas con Pan y al fondo Psique herida por una flecha en el muslo.  Museo Provincial de Zaragoza.

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 3/1/2008)

 

Mosaico de Orfeo (9,03 x 6,03 metros), procedente de una gran estancia de una domus de Caesar Augusta situada en la actual calle de la Zuda (final s. II-inicios s. III d. C.). En el mosaico se representa a Orfeo tocando la lira ante animales salvajes.  Museo Provincial de Zaragoza.

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 3/1/2008)

 

 

 

Mosaico geométrico bicolor (1,45 x 1,42 metros), probablemente procedente del pavimento de un triclinium de una domus de Caesar Augusta (final s. I-inicios s. II d. C.). En el mosaico se representa una roseta de triángulos curvilíneos con una roseta de seis pétalos en el centro.  Museo Provincial de Zaragoza.

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 3/1/2008)

 

Decoración de una estancia; detalle de un rincón con frescos en vivos colores formando el zócalo y pavimento de mosaico geométrico y con flores, procedente de una villa de Vasio (hoy Vaison la Romaine, Provenza, Francia). 

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 6/8/2007)

 

 

 

Menos frecuentes, por lo caro y delicado del material, eran los pavimentos y paredes de mármol, no tanto el mármol en losetas o baldosas, sino combinado con distintos colores para crear cuadros a modo de mosaicos.  Evidentemente estamos acostumbrados a ver los edificios públicos romanos y las grandes villae y domus decoradas con mármol travertino o de Carrara en sus paredes y fachadas, pero estos cuadros de mármol resultan, sin duda, obras lujosas sólo asequibles a las grandes fortunas.

 

Pared de mármoles combinados con figuras geométricas (s. I d. C.) procedente de una casa imperial del Palatino, quizás la domus Tiberiana.  Museo de las Casas Imperiales, Roma. 

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 28/12/2004)

 

 

 

Pared de mármoles combinados con figuras humanas y caballos (s. I d. C.).  Museo Palazzo Massimo, Roma. 

(Foto: Roberto Lérida Lafarga 31/12/2004)

 

Pared de mármoles combinados con figuras humanas (s. I d. C.).  Museo Palazzo Massimo, Roma.  (Foto: Roberto Lérida Lafarga 31/12/2004)

     

 

Cuatro tipos de pavimentos:  de mosaico, de losetas de mármol, de baldosas de arcilla y de losetas de mármol con distintos colores y formas naturales y geométricas. 

Museo Arqueológico Nacional (Madrid).  (Foto: Roberto Lérida Lafarga 10/07/2007)

 

 

FUENTES:

- AA. VV.: Museo de Zaragoza.  Guía, Zaragoza, 2003

- CARCOPINO, Jerôme: La vida cotidiana en Roma en el apogeo del Imperio, Madrid, 1993

- CONNOLLY, Peter y DODGE, Hazel: La Ciudad Antigua.  La vida en la Atenas y Roma clásicas, Madrid, 1998

- PAOLI, Ugo Enrico: URBS.  La vida en la Roma Antigua, Barcelona, 1990